Inicio      Sobre Tecnolatinas      Radar Report      [EN]

CAPITULO 4

El Playbook

El campo de juego preferido de las Tecnolatinas es América Latina. Muchas de ellas son locales (46%), pero un segmento significativo y creciente  tiene proyección tanto local (38%) como global (19%).  Los jugadores Brasileños se centran en su mercado local (73%) mientras que las Tecnolatinas que provienen de países hispanohablantes, eligen jugadas regionales (52%) o globales (28%), porque se enfrentan a mercados locales a subescala.


Tanto las empresas nacidas regionalmente como globalmente, están saltando de manera radical al típico modelo de crecimiento de las Multilatinas, que solían construir una fortaleza local y después moverse lentamente hacia la internacionalización.
 Esta es una oportunidad sin precedentes para que compañías de América Latina aprovechen enormes reservas de valor. De hecho, algunas Tecnolatinas se enfocan exclusivamente en mercados internacionales, tal como lo hacen las startups israelíes e ignoran por completo sus mercados locales porque no son relevantes en el contexto global de oportunidades.

Hoy las Tecnolatinas pueden contar con un poderoso kit de herramientas – facilitado por nuevas tecnologías y servicios – que las empoderan para crear startups globales desde cualquier lugar. Los inventores y empresarios de la región pueden instantáneamente mantenerse en el pulso de las tendencias a través de publicaciones globales; ver discursos inspiradores de líderes expertos;  compartir experiencias con sus pares, especialistas e influencers en una enorme variedad de grupos y redes y hasta tomar cursos de las mejores universidades en sus teléfonos móviles. Tienen acceso a infinidad de servicios de computación y almacenamiento en la nube. Se involucran con los clientes y construyen comunidades  usando las redes sociales y creando sitios potentes y videos con una mínima inversión. Crean holdings en jurisdicciones con sistemas legales confiables, como Delaware o las Islas Vírgenes Británicas en un día y por menos de US$1,000 proporcionando así un destino confiable para los inversionistas al tiempo que conservan el talento (y la nómina) en sus países de origen. Prueban y validan conceptos y acceden al capital a través de sitios de crowdfunding como Indiegogo o Kickstarter. Se comunican y colaboran perfectamente con equipos globales y socios comerciales utilizando herramientas gratuitas como Skype o WhatsApp. Pueden cobrar a clientes que usen Paypal o Mercadopago. Todos los elementos de la cadena de valor están siendo reinventados, cada vez más globales y desmonetizados.

Las Tecnolatinas están aprovechando estas herramientas para convertirse en organizaciones exponenciales. Salim Ismail, destaca en su libro Exponential Organizations que los Unicorns (es decir, startups que valen US$ 1MM) y los titulares innovadores son capaces de lograr una mejora del rendimiento diez veces superior a sus pares a través de una serie de nuevas técnicas. Las Tecnolatinas están adoptando muchas de sus prácticas. Están aprovechando algunos atributos de las organizaciones exponenciales para manejar el crecimiento, la creatividad y la incertidumbre:

  • Staff a la carta: Las Tecnolatinas recurren activamente a personas externas, no sólo para trabajos simples o clericales (como la traducción de contenido, por ejemplo), sino también para tareas críticas (como diseñar sus aplicaciones o crear sus materiales de comunicación) y muy a menudo a través de Plataformas en línea como Workana o Freelancer.
  • Comunidades: La mayoría de las startups en la región están activamente construyendo y aprovechando las comunidades online a través de las redes sociales como Facebook,  Linkedin y Twitter, usando herramientas como Google Ads. Etermax por ejemplo y  haciendo crecer la biblioteca de preguntas de sus juegos TriviaCrack, invitando a usuarios a compartir preguntas locales relevantes y respuestas. Las comunidades de ecosistemas emprendedoras también son críticas para su éxito. La confianza y la colaboración son factores comunes en estas cadenas.
  • Activos compartidos: los emprendedores latinos saben que necesitan adquirir un activo para usarlo. Usan activos compartidos para todo, desde espacios de oficina (espacios de coworking), transporte (como Uber), alojamiento (como Airbnb), codificación (Github), servicios en la nube (como Amazon Web Services), hasta logística (Amazon Logistics) y fabricación (mediante la identificación de proveedores a través de plataformas como Alibaba).
  • Algoritmos: algunas startups ya están utilizando herramientas de inteligencia artificial para crear valor de formas que no estarían disponibles de otra manera. Por ejemplo, Etermax constantemente actualiza los contenidos de sus juegos localizados, proyectando y seleccionando millones de entradas de su comunidad utilizando inteligencia artificial. Otros están utilizando dispositivos como Quantum de Socialmetrix, para monitorear la actividad en redes sociales.
  • Gamification: algunas Tecnolatinas están movilizando sus usuarios a través de la gamification, sistemas de reputación e incentivos. El sistema de reputación de jugadores como MercadoLibre o Workana, es fundamental para su mercado. Otros están usando insignias para recompensar usuarios cuando prueban un nuevo producto o función.

 

Las Tecnolatinas también desarrollan otros atributos centrados en orden, control y estabilidad:

  • Experimentación: La mayoría de las Tecnolatinas son compañías jóvenes en espacios de mercados nuevos, inexplorados y altamente dinámicos, donde quien aprende más rápido gana, así que experimentan constantemente para mejorar sus productos y modelos de negocio. Usan nuevas herramientas y marcos conceptuales, que son significativamente diferentes de las que se enseñan tradicionalmente en las escuelas de negocios. Diseñan modelos de negocio canvas para pensar, trabajar y revisar sus modelos de negocio y conducen y luego realizan experimentos reales para probar sus hipótesis con metodologías lean. Aplican el pensamiento del diseño para crear productos que a la gente le importa. Con un prototipo rápido y económico de nuevos productos con herramientas de A/B Testing, impresoras 3D, cortadoras láser, y tableros Arduino. Y cuestionan su modelo de negocio de manera regular, lo que hace evidente un trazo definitivo de su perfil.

En algunos casos como Acamica, las Tecnolatinas nacieron en Startup Weekends, donde los participantes tienen que tomar una idea, conectarse con otros y construir equipos, aprender de mentores para poder llegar a un prototipo, demo o presentación de un nuevo negocio. La mentalidad exploratoria celebra y acepta el fracaso, un acercamiento bastante inusual en la cultura de las corporaciones tradicionales. La gente se agrupa en “fuck-up nights” para compartir sus historias de fracaso y exorcizarse ellos mismos y sus comunidades de la obsesión del éxito. El código es: “falla a menudo, falla rápido”. Hasta las grandes Tecnolatinas están permanentemente experimentando y reinventándose. Marcos Galperin, fundador y CEO de Mercadolibre, da a sus equipos retos de manera constante instándolos a mirar al espacio blanco que tengan en frente  y así desafiar el status quo.

  • Interfaces: la mayoría de las Tecnolatinas son Startups digitales y tienen aplicaciones que convierten su oferta en escalable y les proporcionan la capacidad de atraer nuevos clientes a un costo marginal cero. Estas interfaces también les permiten servir a los mercados globales, no es un detalle menor teniendo en cuenta que algunas startups tienen sólo el 1% de sus ingresos provenientes de América Latina.
  • Paneles de control:  para monitorear la performance a un ritmo acelerado, muchas startups definen indicadores clave de rendimiento personalizados (KPIs). Pueden realizar un seguimiento diario de sus actividades: inicialmente centrándose en el crecimiento de los usuarios, la tracción (frecuencia de uso, churn) y la tasa de incumplimiento efecto de la compañía, más tarde con un enfoque más amplio en la monetización y la rentabilidad. Algunos se enfocan profundamente en la economía unitaria de segmentos y cohortes específicos, evaluando así su valor presente para asegurar un crecimiento rentable. Otros adoptan estrategias más agresivas e indicadores enfocados en la adquisición acelerada y preventiva de clientes.
  • Autonomía: los modelos de organización de Tecnolatinas son más llanos y proporcionan más autonomía y oportunidades de aprendizaje rápido que las corporaciones típicas. Se concentran en los resultados, usan espacios abiertos y ropa informal y proveen de incentivos equitativos a su personal clave. Tienen culturas abiertas que buscan inspiración en Silicon Valley y ofrecen una propuesta de valor para el talento que está mucho mejor ajustado a las expectativas de los Millennials. Naturalmente las compañías más jóvenes, están mucho más abiertas a la experimentación en este frente y los roles tienden a ser definidos de una forma más clara, en tanto el modelo de negocio se vuelve más estable.
  • Social: Las Tecnolatinas son las primeras en adquirir herramientas colaborativas que están constantemente probando y adoptando las últimas herramientas de colaboración que el mundo tiene para ofrecer. De hecho,  los mercados latinos tienen altas tasas de adopción de herramientas colaborativas, permitiendo a algunas startups como Mural, a crear herramientas de colaboración vanguardistas, que son usadas por clientes globales como IBM e Ideo.

En suma, las Tecnolatinas no sólo son las primeras en adquirir,  sino que con frecuencia son las creadoras de herramientas innovadoras y mejores prácticas que están re definiendo la forma en que los negocios operan y crean valor en América Latina. Pueden ser una fuente de inspiración para empresas y gobiernos más tradicionales.

 

Una iniciativa de

logonxtplabsfooter50w

Patrocinado por

fomin-footer-75w

Inicio      Sobre Tecnolatinas      Radar Report

Share This